miércoles, 9 de abril de 2008

Dejadme los juegos en paz


Lo de la URSS estaba mal. Lo del bloqueo a Cuba también. Lo de China y Tíbet también. Son cosas que deben arreglarse, y no se deben escatimar esfuerzos para ello. Pero una cosa es una cosa y otra cosa es otra cosa. Boicotear juegos olímpicos no arregló nada en los 70 y no lo va a arreglar ahora. No quiero sonar como un primermundista en su sillón, pero dejadme los juegos en paz. Nicolas Sarkozy dice que quiere boicotear la ceremonia de inauguración. Hillary Clinton le pide a George Bush (que aún estará de presi) que haga lo mismo. Ois, qué bonito. Temblando está Mao.

Mirad, si con boicots así se arreglara lo del Tíbet, sería yo el primero que dijera que a la porra los Juegos y que hay cosas más importantes. Pero no va a ser así. Así que presionad a los chinos donde les duele, si queréis, y dejad a los deportistas perseguir su sueño. Que la mayoría no son millonarios, sino curritos de lo suyo que no se van a hacer ricos con esto.

8 comentarios:

Emi-Wan dijo...

Sí, es que parece que acaban de descubrir ahora lo chunguísimos que son los chinos...endevé.

En fin, imagino que no llegará la sangre al río y la cosa se quedará en un "no voy a tu fiesta de inauguración para que se me note el cabreo". Políticos, en definitiva.

JR dijo...

yo en este tema estoy hecho unlio. Por un lado estoy de aucuerdo en que no se deben mezclar churras con merinas, y que si quieren fastidiar a los chinos que les den donde duele, en el comercio, y que nos dejen er los juegos tranquilos como siempre.
Pero por otro lado miro esta foto y no se, me da muy mal rollito.
http://www.escolar.net/wp-content/olympics-berlin.jpg

Albe dijo...

Lo que pasa es que no se los tenían q haber dado desde el ppio.Y punto.

Rogorn dijo...

Gracias por los comentarios. Supongo que en lo de dárselos a Pekín pesó mucho el ideal de pasar a la historia como el evento que ayudó a cambiar el destino del país. De vez en cuando se lee por ahí que los de Barcelona 92 fueron el paso definitivo de España a la modernidad. Vaya morro. Ni la Transición, ni la Constitución, ni la OTAN... ni el Naranjito siquiera. Prubín.

Supongo que buscan un segundo Berlín '36. Que ya se ve cuánto daño le hizo a Hitler por otra parte. Lo derrocaron los cinco aros, ¿no te digo?

Anónimo dijo...

Pues estoy contigo R.,(como siempre:) ) me parece fatal que se usen los JJOO para estas reivindicaciones con las que por supuesto estoy de acuerdo, pero oiga....cada cosa en su sitio...y en su sitio cada cosa.

(me encanta tu blog)

Un kiss. :)

Rogorn dijo...

Gracias, Anónima ;)

Bowman dijo...

Un saludo

Lenka dijo...

Tienes más razón que un santo. Precisamente ahora se dan cuenta de lo malísimos que son los chinos??? Para los juegos olímpicos sí, para comprarles bonito y barato, no. Venga ya. No es la manera de reivindicar nada. Que les den donde les tienen que dar. Con argumentos. Haciendo política, si es que alguien sabe todavía. Que esta historia no es nueva y el Tíbet no se ha movido de sitio.
Besos, Ro (y aledaños)

;-)